fbpx

 

 

Segundo Claustro Docente USTA Medellín

claustro

 

Segundo Claustro Docente en USTA Medellín

Como parte de la identidad institucional y siguiendo los lineamientos curriculares de la USTA, se llevó a cabo el sábado 3 de agosto en la Universidad Santo Tomás Sede Medellín el segundo Claustro Docente del año 2019, el cual fue presidido por el nuevo Rector General, fray José Gabriel MESA ANGULO, O.P., y el Vicerrector Académico General, Fray Eduardo GONZÁLEZ GIL O.P.

 “Afrontar los retos de la región, ver de qué manera como Universidad nos conectamos cada vez más, constante y profundamente es nuestro desafío con este territorio. Antioquia es un departamento muy importante para Colombia, esta zona jalona muchos procesos de desarrollo en nuestro país, en este sentido, tenemos una tarea importante de participación y de presencia, sobre todo, de interpretación de esos desafíos”, dijo nuestro Rector General.

'Retos de la USTA Colombia', se denominó la conferencia ofrecida por fray Eduardo GONZÁLEZ GIL, O.P., Vicerrector Académico General, quien habló de la importancia de mirar: “cómo estoy, cómo está la articulación y para dónde vamos”, teniendo presente que todos somos actores fundamentales del crecimiento institucional. 

En el Claustro se abordaron temas que nos llevan a reflexionar sobre la articulación que administrativos y docentes deben tener con los estudiantes y con el crecimiento de la Universidad y del entorno. 

Al cierre de la jornada, se posesionaron ante los frailes directivos de la Universidad la nueva Secretaria General de la Sede Medellín, la abogada Camila Andrea Merchán Rincón; y el nuevo decano de la Facultad de Arquitectura, el Arquitecto Oscar Mauricio Santana Vélez. 

La transformación llega a la USTA Colombia

Foto Fray Ricardo Ernesto Torres Castro O.P. 2019

¡Nos estamos transformando! Esta realidad nos llena de optimismo, sin embargo, requiere de todos los que trabajamos en la USTA un liderazgo que sea sinónimo de compromiso. El compromiso “es una forma de permitir que entre en juego el comportamiento humano colaborativo - el comportamiento social. La verdad es la siguiente: actualmente los individuos conectados pueden hacer lo que anteriormente solo grandes organizaciones centralizadas podían hacer”.
Por: Fray Ricardo Ernesto TORRES CASTRO, O .P. Rector Sede Medellín
El camino iniciado con nuestro proyecto Sinergia, nos permite a todos unirnos bajo un único principio: la transformación digital. No se trata de tecnología, se trata de entender que la Universidad debe ser entendida de otra manera, mejorando y renovando sus formas, haciéndose más ágil, permitiéndose ser disruptiva y canalizando las necesidades para que sean las personas, los sujetos del cambio que nuestra institución requiere. Podríamos preguntarnos ¿Por qué Sinergia necesita conectarnos? ¿Con base en qué tipo de propósito? ¿Qué nos motiva a actuar persiguiendo intereses comunes y no simplemente los propios? ¿Qué hace que confíen en ti lo suficiente como para querer contribuir hacia un objetivo compartido? Este es el reto de nuestro proyecto Sinergia: cómo hacer que los líderes -todos somos líderes- afrontemos un proyecto que nos exige más capacitación, fomento, organización y actuar en relación con esa capacidad humana fundamental de contribuir y trabajar con otros. (Ismail, 2014. p. 58)
Con este nivel de compromiso, desarrollado bajo el presupuesto del liderazgo, este número del boletín ¿Cómo Vamos? da razón de cómo hemos ido conformando equipos de trabajo que integren en su ser la capacidad de soñar en conjunto, como comunidad, de ser visionarios y de sumarse, generando valor, al propósito superior del primer claustro universitario del país. Nuestro principal reto es diseñar una experiencia a los estudiantes que genere un vínculo elemental para comprender intuitivamente, simple y de forma clara lo que requiere. A estas dos anteriores habría que sumar la capacidad de desarrollar tecnologías que ayuden a construir y consolidar productos y servicios.
Queridos amigos tomasinos, nuestro compromiso no es dar nuestro talento a la comunidad, sino poder entender sus capacidades. A estas ya nombradas, sumamos la capacidad de gestar ideas y ejecutarlas. Esta es la clave de un emprendimiento que se desarrolle bajo la perspectiva de las personas que hoy requiere la Universidad Santo Tomás. Antes se nos decía en las organizaciones que un buen equipo de trabajo debería ser como una orquesta filarmónica, donde existe un director y bajo la misma partitura cada quien ejecuta su instrumento para crear la pieza más bella y armónica. Hoy, creemos que más que una orquesta filarmónica lo que requiere la universidad es un grupo de jazz. Cada quien ejecuta su instrumento, sin necesidad de tener una partitura, bajo las claves que va dando el bajo, una pieza musical armónica e igualmente bella. Un grupo de jazz no necesita de un director, todos son líderes en el grupo y todos se integran como comunidad de saberes musicales y capacidades para crear las mejores notas. No hay paso para elaborar la partitura, la pieza musical varía según los cambios que los mismos integrantes proponen. Cuando una trompeta cambia el ritmo, todos están atentos para seguir lo nuevo que trae la trompeta, y así, con todos. No requiere que alguien esté al frente haciendo que todos se articulen, ¡no!, todos en el grupo de jazz se articulan según el ritmo que ellos mismos proponen. De eso se trata, de hacer que las personas se empoderen, asuman su liderazgo, desarrollen sus capacidades, se articulen a la comunidad de conocimiento y trabajo. Cada quien, conforme a sus capacidades, le aporta al grupo un sonido y un ritmo al que todos, sin jerarquías, podemos seguir.
Tomado de: Tomás Noticias USTA Colombia

Logos acreditaciones Mesa de trabajo 1